El preso político Nikos Romanós lleva ya 20 días en huelga de hambre, reclamando su derecho a tomar permisos de salida de la cárcel por razones educativas.

Ayer, viernes 28 de noviembre de 2014, el preso político Heracles Kostaris publicó un comunicado en el cual hace saber que pone fin a su huelga de hambre tras 22 días, a causa del riesgo que corría su vida, de presiones de su entorno familiar, del rechazo de su solicitud de ser trasladado a una cárcel en la cual pueda tomar permisos de salida, y de las condiciones de su hospitalización.

El huelguista de hambre Giannis Mijailidis fue trasladado a un hospital de Atenas, después de su negación de ser trasladado al hospital de la cárcel.

A continuación publicamos el comunicado de la médica Lina Vergopulu sobre el estado de salud del huelguista de hambre Nikos Romanós.

Hoy 28 de noviembre de 2014 he visitado al preso Nikos Romanós, en huelga de hambre desde el 10 de noviembre, en el hospital Genimatás, donde está hospitalizado vigilado por la Policía. Afirmó que se mantiene firme en su posición original de continuar con la huelga de hambre hasta el final (negándose la alimentación forzosa, bebiendo sólo agua, y sin tomar líquidos o medicamentos por vía intravenosa). Insistirá en su “demanda de concesión de permisos de salida de la cárcel por razones educativas, poniendo como barricada su propio cuerpo, teniendo pleno conocimiento de los riesgos para su estado de salud y su vida, hasta conseguir unos alientos de libertad de la condición devastadora de la reclusión”. La directora de la clínica en la cual está hospitalizado me informó de que tras 19 días de huelga de hambre su estado de salud está siendo amenazado.

Sin exponer los detalles de los resultados de las pruebas de laboratorio, los cuales no tiene sentido mencionar como unas meras cifras, quiero señalar que unos indicadores importantes del metabolismo del cuerpo humano se están modificando día tras día, y van superando los límites normales, como resultado de la inanición prolongada. Esto significa que Nikos Romanós corre el riesgo de dar con graves complicaciones directas e incontroladas, que afectarán su función cardíaca, cerebral y renal, amenazando su propia vida.

También, querría señalar que con una orden judicial sin precedentes del 10 de noviembre 2014, la Justicia griega se exime de sus responsabilidades derivadas de la negativa de conceder a Nikos Romanós permisos de salida por razones educativas, y transfiere la responsabilidad de la evolución de la huelga de hambre a los médicos tratantes, indicándoles, indirecta y claramente, la práctica de la alimentación forzosa o la de la administración de medicamentos forzosa, contra la propia voluntad del huelguista de hambre.

Una táctica semejante se ha ido consolidando durante el último año para los presos políticos en huelga de hambre. Esto sucede en el marco de la política represiva del Estado, el cual en enero de 2014 anunció el proyecto de ley sobre las prisiones de tipo C (N.d.T. las llamadas “cárceles de máxima seguridad”), y en julio de 2014 aprobó la ley de su creación.

Por último, es conocido que todas las organizaciones internacionales a nivel mundial consideran tortura la alimentación forzosa.

Ayer, viernes 28 de noviembre unos 300 solidarios realizaron una concentración fuera del hospital en que se encuentra el huelguista de hambre Nikos Romanós. El sábado 29 de noviembre en la ciudad de Volos se realizó una manifestación de solidaridad con la lucha de Nikos Romanós. El domingo 30 de noviembre en Atenas se realizará una marcha de solidaridad motorizada. La marcha partirá de los Propileos de la vieja Universidad en el centro de Atenas a las 16:00h. El martes 2 de diciembre de 2014, se realizará una marcha en el centro de Atenas. La marcha partirá de la plaza de Monastiraki a las 18:00h.

El texto en portugués.

Deja un comentario

*

Archivo