Hace unos días, los fascistoeides de la bandilla neonazi Jrisí Avgí (Aurora Dorada) atacaron a vendedores ambulantes inmigrantes en Missolonghi y Rafina, destruyenndo su mercancía. El sindicato de los vendedores ambulantes griegos, un sindicato de unos cuantos miembros, emitió un comunicado apoyando abiertamente a los batallones de asalto de los fascistas y sosteniendo que están de acuerdo con la acción de ellos y esperan que continúe.

Estos pues que en la guerra social y de clase que está en curso optan por el bando de los traidores y los rufianes, tienen que esperar recibir unas respuestas apropiadas por parte de los explotados y en general ”los de abajo”.

El sábado 15 de septiembre se realizó una marcha con consignas antifascistas y antiestatales a las oficinas de este sindicato, donde tuvo lugar una “intervención” gráfica, pintando con spray y pinturas las oficinas de los rufianes. Fue repartido el siguiente texto:

Contra-ataque social y de clase contra Estado, patrones y fascistas

La fascistización social es el único aliado de un sistema que está colapsando y quebrando. Las “condenas democráticas” de los batallones de asalto de los fascistas son simplemente hipócritas: la Democracia los ha criado y nutrido, los ha sacado a las calles, los ha armado, los ha respaldado. Cuando todas las voces del Sistema ponen en el punto de mira a los inmigrantes – como el mal absoluto, como la fuente de todos los males para los nativos, e.tc. – los fascistas no hacen nada más materializar los deseos del Sistema. La rabia de los pobres tiene que volverse contra otros, los enemigos tienen que descubrirse en sus propios barrios, lejos de las casas señoriales de los barrios residenciales, lejos de los banqueros, los editores, los patrones.

 

Los batallones de asalto no son apyados, son machacados.

Todo esto no es una mera intensificación del racismo institucionalizado. Es a la vez la estrategia de un nuevo totalitarismo que se está construyendo, de un capitalismo carnívoro, de un plan de criminalización, marginalización y exterminio de las “poblaciones que sobran”: hoy son los inmigrantes, mañana serán los pobres, los desempleados, los luchadores…

Los sujetos indignos  del “Sindicato de Vendedores Ambulantes Griegos”, de un ficticio sindicato-sello de unos cuantos miembros, que habla en el nombre de miles de personas (a las que manipula) que tratan de sobrevivir vendiendo su mercancía al aire libre, con un comunicado suyo apoyó los pogromos que realizaron contra “vendedores ambulantes ilegales” en Missolonghi y Rafina miembros y diputados del partido neonazi Jrisí Avgí (Aurora Dorada), acompañados por la Policía. Estos «sindicalistas» que lloriquean en los canales de la tele, auto-presentándose como unos «jornaleros decentes», no son nada más que unos mercaderes forrados que quieren convertirse en los dirigentes de los mercadillos y los bazares, soberanos y mediadores de las fiestas y las verbenas.

Nuestra rabia es lo mínimo que se merecen…

La solidaridad de “los de abajo” va a machacar al Estado, a los patrones y a los fascistas.

Los nietos conocidos/desconocidos de los “bandilleros anarcocomunistas

El texto en griego.

Un comentario para “Manifestación e intervención gráfica en la sede de un sindicato ficticio que apoya la acción de los neonazis”

Deja un comentario

*

Archivo