Imagen de previsualización de YouTube

 

El lunes 11 de diciembre de 2017 se realizó un evento antifascista en el edificio de la Casa del Obrero, la isla de Salamina. El evento había sido organizado por la “Organización de Antifascismo Combativo”. Mientras el evento estaba en marcha unos veinte neonazi, armados con barras de hierro y botellas, trataron de atacar a los antifascistas. La reacción tanto de la salvaguardia como de los que estaban dentro del edificio fue inmediata. Repelieron a los fascistas, haciéndoles huir hacia sus oficinas.

Los fascistas atravesaron el cordón policial situado a poca distancia de la Casa del Obrero, casi debajo de las oficinas de Aurora Dorada. Los maderos con su actitud respaldaron a los neonazis. No sólo les permitieron acercarse a la Casa del Obrero en grupo, sino que fueron testigos oculares de la agresión y les dejaron pasar por entre sus filas para resguardarse dentro de sus oficinas.

Una vez terminado el evento, los casi sesenta antifascistas que lo presenciaron realizaron una marcha por las calles de la capital de la isla, gritando consignas contra los neonazis, los maderos y la interrelación entre la Policía y las bandas fascistas.

En el vídeo se ven los antifascistas saliendo del edificio en que se celebraba el evento, repeliendo a los neonazis huyendo hacia sus oficinas.

El texto en portugués.

Deja un comentario

*

Archivo